El Barça ha remontado la eliminatoria al Milán de Allegri con 4 chicharros, buen juego, circulación rápida del balón y recuperación en campo contrario. Justo lo que no estaba haciendo en los últimos partidos. Con ésta victoria el Barça, junto al Real Madrid, presenta su candidatura para la final.

Xavi Hernández celebra con Puyol el pase a Cuartos de final. Foto: www.fcbarcelona.es

Xavi Hernández celebra con Puyol el pase a Cuartos de final. Foto: www.fcbarcelona.es

FC BARCELONA 4 (4) – AC MILAN 0 (2)

Noche de fiesta, noche de remontada en el camp Nou. Quizá estas 3 semanas hayan sido las tres peores semanas para el aficionado del Barça en los últimos años, y sobre todo muy pocos creían en la remontada azulgrana. Por primera vez el pesimismo se había instalado en la afición culé, que sin embargo nunca la montó contra su equipo, todo lo contrario y su equipo le se la ha devuelto en una noche de fiesta azulgrana.
La clave del partido ha estado en tres aspectos fundamentales. El Barça ha salido a jugarle arriba al Milán, desde el minuto uno, circulando muy rápido la pelota, y presionando la salida de balón rossonera. El objetivo era hacer un gol muy pronto: Objetivo cumplido. A los 4 minutos Messi hace el primero.
Otro aspecto fundamental es que el Barça ha jugado todo el partido en campo contrario, casi toda su posesión ha sido en el campo de los de Allegri. Recuperación en campo contrario y si el rival no tiene el balón no ataca.
Otra de las claves fue la respuesta de Messi al tiro al palo del Milán. 60 segundos después se pasó de una eliminatoria perdida a una un empate a todo, y con unas sensaciones increíbles.
Otro momento clave fue el tercer gol. Los Rossoneros parecían dar por bueno el resultado y llegar a la prórroga. El Barça se había tomado un respiro, y alentado por su público, una recuperación de Mascherano sirvió para que Villa se reencontrase con el gol en la Champions.
Y cuando El Milán estaba volcado, ya que con un gol dejaba fuera al Barça, en una contra perfecta y rapidísima de los azulgranas hicieron el cuarto para descanso de los corazones azulgranas.
Messi volvió a ser decisivo, al igual que Villa que volvió a marcar. Alves tuvo un gran protagonismo en la primera mitad, se volvió a ver al Lateral del Sevilla por el Camp Nou. Pero si hay que destacar a alguien por encima de todos es la dupla Xavi – Iniesta. Estos dos jugadores hacen buenos a sus compañeros, le hacen el juego más sencillo, le ofertan en todo momento el pase fácil para no tener problemas, que el pase complicado ya lo hacen ellos. Se suman al ataque con todas las garantías y se repliegan con el mayor de los esfuerzos y compromiso. Y son españoles. Tenemos suerte de ver a estos dos jugadores en nuestra liga y en nuestra selección.
Una noche perfecta que devuelve al Barça el favoritismo en las casas de apuestas para la final de la Champions. Esperemos que no haya un duelo fraticida en cuartos entre dos equipos españoles.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*