Muñiz Fernández la volvió a liar, esta vez perjudicando claramente al Elche. Sergio Ramos debió ser expulsado en la primera parte y pitó un penalti fuera de tiempo más que discutido.

muñiz fernández

Arbitro Muñiz Fernández

El robo es claro, muchas veces hay penaltis no pitados, o fueras de juego, pero cuando pasa esto en el último segundo, mejor dicho, fuera de tiempo, solo se puede hablar de robo y Muñiz debería de ir a la nevera bastante tiempo.

Si vamos más allá de polémicas arbitrales, el Elche estuvo genial sin balón, dejó al Real Madrid sin ideas, creando cero ocasiones. La afición merengue solo puede sacar algo bueno de este partido, la precisión en el balón parado de Cristiano Ronaldo con dos goles.

Y es que el Real Madrid de Carlo no juega a nada, cuando necesita llevar el peso del partido, no puede hacerlo porque no tiene jugadores que sean capaces de combinar entre sí.

Viendo este partido me acuerdo de un futbolista, Mesut Özil. Muchos periódicos muchas personas soñaban con juntar al turco-alemán con Isco, porque esa dupla era clave para ver un juego de toque vistoso.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*